Java, Google y Oracle, un triángulo amoroso conflictivo

21 08 2012
Piense por un momento en el número de aplicaciones Java que emplea usted con frecuencia. Ahora, repita el ejercicio con un usuario doméstico convencional. Lo más habitual será que responda "una" o "ninguna" en ambos contextos. Y es que, en la práctica, la presencia de aplicaciones Java en PCs de escritorio se limita en gran medida a un puñado de applets empleados en ciertos sitios web para superar algunas de las tradicionales limitaciones que imponían los lenguajes ejecutados en el navegador. Pero, a medida que estas limitaciones se reducen, lo hace también el ya de por sí estrecho marco funcional de dichos applets.

En el frente de los servicios web, la cosa no pinta mucho mejor para Java. La nueva generación de servidores de aplicaciones incumplieron la promesa de ponerse a dieta, y siguen siendo monstruos pesados, complejos y poco eficientes. Los frameworks más populares, sufren de los mismos síntomas. En conjunto, esto ha provocado que la mayor parte de empresas jóvenes del sector de las TI hayan evitado el uso de estas tecnologías (aunque no de la JVM, que gracias a lenguajes como Scala, Groovy, Clojure o jRuby, parece estar viviendo una segunda juventud), al menos en el corazón de su negocio.

Y no es que no sea posible escribir aplicaciones eficientes en Java. OpenDJ es, probablemente, el servidor LDAP más rápido del planeta. A su vez, la evolución de los garbage collectors concurrentes, ha puesto fin (si el programador toma las precauciones apropiadas) a la temida recolección "stop-the-world", lo que posibilita el uso de la JVM en entornos donde es crítico que los servicios resuelvan las peticiones en un tiempo limitado. El problema es, en mi opinión, el abandono total de cualquier visión pragmática en pos de la aplicación estricta, y casi enfermiza, de formalismos y patrones. Lo cual se traduce en que las tareas más sencillas se hayan convertido en el recorrido reiterativo de stack traces kilométricas.

Por fortuna para Java (y por desgracia para muchos programadores), le queda un reducto donde parece estar a salvo del embite del resto de lenguajes: el entorno financiero. Gracias al empuje que, en su momento, le dieron Sun, IBM y Oracle, este lenguaje se ha convertido (aunque algunos rechacen reconocerlo por las connotaciones negativas que conlleva) en el nuevo COBOL. Y no es de extrañar, ya que son precisamente estas empresas las más proclives a sacrificar rendimiento y flexibilidad, a cambio de la promesa de un entorno estable y predecible (que Java y sus frameworks sean realmente capaces de sostener esta promesa es un asunto bastante discutible, pero ese es otro tema).


Y entonces, llegó Android

Las circunstancias expuestas arriba hacen que, a pesar de ser un lenguaje que suele estar presente en los entorno académicos, Java perdiera el sex appeal entre los nuevos programadores. Pero entonces llegó Android, para el cual Google decidió que se usaría Java con una implementación de la API y la JVM desarrolladas por ellos mismos. Y con Android, la fiebre de las aplicaciones móviles se extendió a un nuevo terreno,siendo Java el vehículo preferente para recorrerlo. Y así, este lenguaje que parecía languidecer por momentos, obtuvo el balón de oxígeno que tanto necesitaba.

Pero a pesar del tremendo favor que Google le estaba haciendo a Oracle al empujar a las nuevas generaciones de ingenieros para que mantuvieran el interés por Java, los chicos de Larry Ellison decidieron denunciar al rey de los buscadores por el uso "inapropiado" de "su" lenguaje. Obviamente, la intención del gigante rojo no era otra que monetizar la inversión que hizo en Sun, y que parecía no encontrar forma de rentabilizar. Y como innovar no parece ser lo suyo, decidió probar por la vía legal. Que los abogados son más baratos que los buenos ingenieros. O por lo menos, visten mejor.

El caso es que así fue, y no puedo decir que me sorprenda. Oracle a los mandos de un negocio distinto de el de las bases de datos, es como un elefante en la cabina de un Boeing 747. Ni siquiera él mismo sabe qué hace allí, y lo más probable es que termine estrellándolo.




Trackbacks


No Trackbacks

Comments

Display comments as (Linear | Threaded)
04 09 2012
#1 Alina
Hello, Neat post. There's an issue with your site in web explorer, would test this? IE still is the marketplace chief and a good component to folks will miss your wonderful writing because of this problem.

Add Comment


Enclosing asterisks marks text as bold (*word*), underscore are made via _word_.
Standard emoticons like :-) and ;-) are converted to images.

To prevent automated Bots from commentspamming, please enter the string you see in the image below in the appropriate input box. Your comment will only be submitted if the strings match. Please ensure that your browser supports and accepts cookies, or your comment cannot be verified correctly.
CAPTCHA